lunes, 14 de diciembre de 2009

151


Esto de buscar trabajo cada vez se me hace más cuesta arriba y lo peor es que siempre tengo la sensación de no haber hecho lo suficiente, de que podría patearme cada maldito comercio, cada condenada oficina de Málaga para encontrar algo que no sea vender adsl, móviles o la madre que los parió. Y es que esto tiene su miga, porque por lo general haces un cursillo de una semana de cómo darle la chapa a la gente, sin remunerar (¿Quién quiere cobrar por perder su tiempo? Yo. Mi tiempo es oro) en una clase de 15 o 20 personas para que después de esas se queden con una sola, sin darte explicación o llamada alguna. No te llaman, no vales básicamente para darle la chapa al personal por teléfono.  Y después están las ofertas de "Mi especialidad": el diseño gráfico. Los anuncios de trabajo dan vergüenza ajena; buscan una persona que sepa básicamente de todo, que conozca y maneje todos los programas de diseño del mercado, que no llegue a los 30, que sepa prácticamente todos los lenguajes de programación que se les ocurra (y alguno en el tintero) y, requisito indispensable, cobre poco. Amos, buscan un becario que haya nacido con un manual de Photoshop bajo el brazo. Y eso me indigna, y mucho. Hay una cosa que se llama "Especialización", palabra del todo desconocida para l@s empresari@s. Una persona que quiera saber de todo al final no sabe de nada. Llevo trabajando en esto desde que tenía 23 años, he trabajado con fechas de cierre ajustadísimas, he echado más horas que una loca, he acumulado muchisimas horas de trabajo y resueltole la vida a más de un jefe, y todo para que los empresarios se amparen en la cacareada crisis para timar al personal, "es lo que hay". Menos mal que al menos puedo echar unas horas a la semana en una pequeña oficina haciendo algunos diseños, eso si, sin asegurar, "es lo que hay".
Sí, hoy es Lunes y estoy cabreada.

3 comentarios:

Kagu dijo...

Totalmente de acuerdo contigo. El mercado laboral es un asco... De hecho yo ya paso de buscar trabajo ¿Para qué? Desde que me rechazaron en el McDonalds (¡¡¡En el McDonalds!!!) ya tengo claro que la cosa está muy mal. Y eso que no llegaron ni a pedirme el DNI.

Lo mejor es plantearse el autoempleo. No queda otra.

Joseba Morales dijo...

El autoempleo tampoco es una maravilla pero visto lo visto... Con tu talento planteate meterte al 100% en el cómic, después de todo a los comiqueros siempre nos queda París ;)

Sol dijo...

el dibujo es algo que siempre va a estar y deberia estar ahi en tu vida, asi que mucho animo para la semana, y bueno, ya vendrán tiempos mejores para el empleo, hay que tratar de llevarlo bien y buscar espacio-tiempo para hacer lo que a un@ le gusta ¡que es lo que nos alimenta el alma!